In memoriam

La vida es la vida

La vida es la vida,
y no sus resultados.
No la casa grande
en lo alto de la montaña,
ni las coronas y medallas
(áureas o de imitación)
que ocupan las estanterías.
No es sólo eso la vida.

La vida es la vida,
y es lo más grande;
el que la quita
lo quita todo.
No los largos viajes
a tierra y ciudades lejanas,
ni las extrañas gentes
(mejor o peor fotografiadas)
que encontramos allí.
No es sólo eso la vida.

La vida es la vida.
Y es lo más grande;
el que la quita
lo quita todo.
No la lluvia sobre el tejado,
ni el granizo en la ventana,
ni la nieve, ni la luna,
ni siquiera la misma luz
(tan maravillosa).
No es sólo eso la vida.

La vida es la vida.
Y es lo más grande;
el que la quita
lo quita todo.
No es mujer o ese hombre
que nos susurra al oído,
tampoco los padres o los hijos,
los hermanos o los amigos
(de ahora y de siempre).
No es sólo eso la vida.

La vida es la vida.
Y es lo más grande;
el que la quita
lo quita todo.

“La vida es la vida”, Bernardo Atxaga

Volver al índice del blog


 

Los comentarios están cerrados.